quarta-feira, 8 de abril de 2015

ESTADOS UNIDOS VÃO, FINALMENTE, TIRAR CUBA DE SUA LISTA DE TERRORISTAS

Trabalhadores ultimam detalhes no centro de convenções Atlapa, da Cidade do Panamá, onde será realizada a cúpula (Foto: AFP/Página/12)
Negociações prévias à Cúpula das Américas no Panamá para um encontro Castro-Obama. O governo dos EUA ratificou suas sanções à Venezuela, mas avisou que é iminente a eliminação de Cuba duma lista que hoje inclui cinco países. A foto de Obama com Castro é a mais esperada do encontro de sexta-feira.
Matéria do jornal argentino Página/12, edição impressa de hoje, dia 8 (o "finalmente" do título acima é deste blog; em espanhol, com traduções pontuais)
Washington eliminaría a Cuba de su lista de patrocinadores del terrorismo a cambio (em troca) de un encuentro cara a cara entre Barak Obama y Raúl Castro en Panamá. En las negociaciones previas a la Cumbre de las Américas que arranca el viernes (sexta-feira), el acercamiento (a aproximação) entre Estados Unidos y Cuba generó expectativa en la región.
Sin embargo (No entanto), en cuanto al otro tema prioritario en la agenda precumbre, Estados Unidos ratificó sus sanciones a un grupo de militares y funcionarios de seguridad venezolanos por violaciones a los derechos humanos a Venezuela. El coordinador de Política de Sanciones del Departamento de Estado de Estados Unidos, Daniel Fried, afirmó ayer (ontem) que las sanciones económicas y políticas aplicadas contra Venezuela no van contra su población, sino contra sus funcionarios.
El único encuentro bilateral oficial que mantendrá Obama durante su visita a Panamá será con el mandatario del país anfitrión de la Cumbre de las Américas, Juan Carlos Varela. Además asistirá el viernes (participará na sexta) a un encuentro de empresarios organizado por el Ejecutivo panameño y el Banco Interamericano de Desarrollo-Desenvolvimento (BID), donde coincidirá con los presidentes de México, Enrique Peña Nieto, y Brasil, Dilma Rousseff, entre otros. Sin embargo (No entanto), el director para Asuntos del Hemisferio Occidental en el Consejo de Seguridad Nacional (NSC) de la Casa Blanca, Ricardo Zúñiga, afirmó ayer (ontem) que el presidente norteamericano tendrá la oportunidad de encontrarse con su par cubano. “Estamos seguros de que tendremos la oportunidad de tener un intercambio entre el presidente Castro y el presidente Obama, como con otros líderes de la cumbre”, dijo.
El diplomático indicó que su gobierno está satisfecho con la marcha de estas discusiones iniciadas en enero (janeiro) pasado y explicó que éstas se enfocaron no sólo en la apertura (abertura) de embajadas, sino también en temas como telecomunicaciones, derechos humanos y aviación civil, entre otros. Respecto de la apertura de las sedes diplomáticas, Zúñiga descargó (descartou) la posibilidad de que haya un anuncio al respecto antes de la cumbre que tendrá lugar en la capital panameña este viernes (sexta) y sábado. “No podemos anticipar exactamente cómo sería algún tipo de interacción entre los dos (2) presidentes, pero seguramente tendrán algún momento para poder conversar de lo que vemos como un proceso que se está llevando de manera seria y eficaz”, dijo.
La foto entre Obama y Castro es la más esperada de la cumbre, tras el apretón de manos (depois do aperto de mãos) que se dieron en Sudáfrica durante el funeral de Nelson Mandela y su conversación telefónica de diciembre pasado, previa al histórico acuerdo para la normalización de las relaciones entre Estados Unidos y Cuba. La presencia de Castro en Panamá para atender el encuentro de todos los presidentes y líderes del continente resulta significativa por ser la primera ocasión en que Cuba participará en esa cumbre desde que fue establecida en 1994.
Por otro lado, el asesor adjunto de Seguridad de Obama, Ben Rhodes, afirmó ayer (ontem) que la eliminación de Cuba de la lista de países promotores del terrorismo está en su etapa final y próximo a concluir. “Nuestra expectativa es que Cuba sea sacada (tirada) de la lista de países patrocinadores del terrorismo. La revisión del Departamento de Estado para sacar a Cuba de esta ‘lista negra’ está casi acabada”, dijo, si bien no dio ninguna pista sobre el resultado.
Cuba aparece cada año, desde 1982, entre los países a los que Estados Unidos considera promotor del terrorismo y, como parte del histórico anuncio del 17 de diciembre pasado para la normalización de las relaciones bilaterales, Obama ordenó al Departamento de Estado una revisión para la presencia de la isla en esta lista. Las razones para mantener hasta ahora a Cuba en dicho grupo – en el que comparte espacio únicamente con Irán, Sudán y Siria – son su presunta acogida (acolhida) a miembros de la organización terrorista vasca ETA y de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), además de algunos fugitivos de la Justicia estadounidense.
Una vez que el Departamento de Estado culmine su revisión debe enviar su recomendación a Obama, que tiene, por su parte, que notificarlo de manera formal al Congreso, que cuenta después con 45 días para estudiar la iniciativa. Rhodes explicó que la Casa Blanca no tiene “control” sobre cuándo el Departamento de Estado hará la recomendación a Obama, que ordenó en su momento que la revisión de la presencia de Cuba en la lista se hiciera (se fizesse) “lo más rápido posible”.
Pese al acercamiento del presidente norteamericano al país caribeño, uno de sus funcionarios volvió a justificar las sanciones estadounidenses contra Venezuela. El coordinador de Política de Sanciones del Departamento de Estado de Estados Unidos, Daniel Fried, aseguró ayer que las medidas económicas que Estados Unidos tomó contra el país sudamericano son una expresión de solidaridad con su pueblo. “Las sanciones no tienen un ‘carácter económico’ y no tratan de castigar a la población, sino que están dirigidas de forma específica contra individuos de ese país que están atentando gravemente contra los derechos humanos y las libertades de los venezolanos”, dijo. Además, el funcionario restó importancia a las críticas que levantó en algunos países latinoamericanos e instituciones multilaterales del continente la política de Washington con respecto a Venezuela. “Lo que nosotros queremos es que el pueblo venezolano tenga mayores oportunidades y mayor libertad”, explicó Fried.

Tradução (parcial): Jadson Oliveira

Nenhum comentário: