domingo, 29 de dezembro de 2013

ARGENTINA: MULHERES MARCHAM POR MAIS DIREITOS E CONTRA A VIOLÊNCIA MACHISTA




(Fotos: Página/12)
“Lo exótico es que en una misma concentración hay mujeres que están en contra de Cristina y otras que están a favor. Tenemos objetivos comunes y distintas interpretaciones sobre cómo llevar adelante el proceso de lucha, y eso demuestra la transversalidad del movimiento de mujeres”.

“Sin dudas hay que lograr la despenalización del aborto”.

De Salvador (Bahia) - Registro aqui com grande atraso o XXVIII Encontro Nacional das Mulheres, na Argentina, realizado no final do mês de novembro em San Juan, capital da província (estado) do mesmo nome. Cerca de 20 mil mulheres – militantes de esquerda, kirchneristas (ver observação abaixo), feministas e participantes independentes - marcharam pelas ruas da cidade reivindicando a legalização do aborto (seguro e gratuito) e condenando o tráfico de mulheres, a mineração predatória e a violência machista, conforme cobertura feita pelo jornal argentino Página/12, na sua edição de 25/11/2013, em matéria assinada por Luciana Peker.

A repórter explica que San Juan é uma cidade conservadora (fica no oeste do país), daí ter havido uma forte presença de forças policiais e prédios com cercas de proteção, sobretudo na Catedral, onde se concentrou um punhado de militantes católicas que enfrentaram as manifestantes brandindo seus terços e suas rezas. Foi o único lugar onde se registraram alguns incidentes. Apesar disso, o clima predominante nos dias do encontro e na marcha foi de alegria e celebrações.

Selecionei alguns trechos da matéria. Vão em espanhol, com algumas traduções e observações entre parênteses:

Hacia el final de la marcha se produjo un cruce (enfrentamento) entre un grupo de activistas que llegaron hasta la Catedral, frente a la plaza 25 de Mayo, y se gritaron con unos cincuenta integrantes que respondieron rezando el rosario. La escena se repitió en casi todos los Encuentros de Mujeres en donde un grupo reza como escudo frente a las consignas de las mujeres por el derecho a decidir sobre su propio cuerpo.

El año pasado la marcha fue en Posadas, Misiones, un lugar elegido por ser la frontera en que muchas chicas (garotas) son víctimas de la trata (tráfico) de personas. Esta vez fue en San Juan, elegida por ser una provincia conservadora. Y la fuerte presencia de la Iglesia se notó en la mirada de los medios de comunicación que difundieron el temor a la llegada de unas 20 mil mujeres, como si fueran una “horda de vándalas” y en el vallado (cerca de proteção) de las iglesias que no dieron misa este domingo.
En el trayecto estaban los partidos de izquierda (ver observação abaixo), gente suelta, muchas organizaciones como Jóvenes por la Diversidad, Area Género y Diversidad Sexual del Municipio de Lanús, y Raíz Social, entre otras, y al final las kirchneristas, que cantaban: “Queremos ya la ley del aborto nacional y popular” (referência ao projeto político do governo de Cristina Kirchner que se auto-intitula “nacional e popular”).

Hace varios años que los grupos de izquierda (atentar para a mesma observação abaixo) alientan que la marcha final sea en la ciudad de Buenos Aires, porque consideran que es la capital política del país. Pero otra tendencia mira con recelo (receio) esta propuesta porque creen que quieren provocar una marcha antikirchnerista. Mientras que otras, más allá de las banderías partidarias, fundamentan que uno de los principios del Encuentro es el concepto federal (de Federação, nacional).

Alguns depoimentos citados na matéria:

“Me impresionó la cantidad de policías y vallas que se dispusieron. Evidentemente algo de ruido hace el hecho de que tantas mujeres se movilicen”, dice la puericultora Valeria Wasinger, integrante de Las Casildas.

Julieta Saulo cuenta su emoción por participar con su voz de una voz colectiva: “La marcha es el corolario del Encuentro, creo que ninguna mujer debería privarse de correr, saltar, gritar y cantar con miles de compañeras por las calles de la ciudad que nos alberga año a año. A diferencia del encuentro anterior, había mucha presencia policial y los edificios públicos estaban vallados. Me impacta el miedo que le generamos al patriarcado las mujeres que, año a año, y cada vez más estamos más despiertas”.

La diputada porteña María José Lubertino (FpV – Frente para a Vitória – coligação de partidos kirchneristas) apunta: “La marcha fue multitudinaria. En un plenario de mujeres kirchneristas resolvimos marchar al final para que no haya conflicto con grupos de izquierda(ver a mesma observação). Lo exótico es que en una misma concentración hay mujeres que están en contra de Cristina y otras que están a favor. Tenemos objetivos comunes y distintas interpretaciones sobre cómo llevar adelante el proceso de lucha, y eso demuestra la transversalidad del movimiento de mujeres”.

Karina Costure, psicóloga de mujeres del Frente de Integración Latinoamericana, subraya: “Considero que los desafíos pendientes son la profundización y ejercicio pleno de los derechos ya adquiridos como la ley de trata, la ley de derechos sexuales y reproductivos, la ley de educación sexual y la ley para prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres”.

Silvina Perugino remarca: “Sin dudas hay que lograr la despenalización del aborto. Otros temas pendientes y urgentes son la necesidad del cumplimiento de la ley de trata y el acceso por parte de las mujeres al 50 por ciento de los cargos electivos”.

Lucía García, periodista feminista, integrante de la Red PAR, evalúa: “Hay que institucionalizar las transformaciones y la ampliación de derechos que se ha logrado en estos últimos diez años. Construir liderazgos (lideranças) de mujeres que traduzcan políticamente las demandas del movimiento”.

La diputada porteña María Elena Naddeo, del Frente Progresista Popular: “El Encuentro de Mujeres vuelve a mostrar la potencialidad del movimiento de mujeres y la capacidad de movilización de las organizaciones sociales. Existe preocupación por el debate todavía (ainda) inconcluso del proyecto de reforma civil y la necesidad de que el derecho a la vida respete los derechos humanos de las mujeres”.

La diputada electa por el Frente de Izquierda, Myriam Bregman, anticipa: “Vamos a marchar el 27 de noviembre al Congreso para manifestar nuestro rechazo a la reforma reaccionaria del Código Civil que atenta contra los derechos de las mujeres”.

Observação do Evidentemente:

O que são “partidos de esquerda” na Argentina

Importante distinguir que na Argentina “partidos de esquerda” são os que chamamos no Brasil “de extrema-esquerda”, como, por exemplo, PSTU, PCB e PCO. Partidos que chamamos aqui “de esquerda”, como, por exemplo, PT e PCdoB, os argentinos chamam “de centro-esquerda”. Partidos e movimentos sociais que apoiam o governo de Cristina Kirchner, que no Brasil seriam chamados “de esquerda”, na Argentina são chamados “de centro-esquerda”. Daí a distinção nos jornais argentinos quando são citadas as forças dos diversos campos políticos, sempre são citadas separadamente, por exemplo: partidos de esquerda, organizações kirchneristas, etc, etc.

Os chamados na Argentina “partidos de esquerda”, são, portanto, contra o governo de Cristina. Ao contrário dos seus correspondentes no Brasil, chamados “de extrema-esquerda”, têm forte poder de mobilização, embora – como os do Brasil – tenham fraquíssimo ou nenhum protagonismo parlamentar. Só agora, nas últimas eleições legislativas, final de outubro, a “esquerda” argentina conseguiu uma pequena representação no Congresso Nacional.

Os seus partidos mais representativos são o Partido Operário (ou Obreiro, o PO – “Partido Obrero”), o Partido Socialista dos Trabalhadores (PST) e a Convergência Socialista (CS).

Nenhum comentário: